Sugerencias para que tu emprendimiento no fracase

emprendimiento exitoso

Iniciar un negocio implica enfrentarse al “Valle de la Muerte”, es decir, sobrevivir a los primeros 6 meses a un año de operación en que la empresa todavía no genera ganancias constantes. Muchos emprendimientos fracasan en este periodo por no tomar las decisiones correctas. Sin embargo, existen algunas acciones que les ayudan a mantenerse estables y no quedarse sin liquidez. A continuación, compartimos los siguientes consejos para que nada evite que tengamos un emprendimiento exitoso. 

5 claves para que tu emprendimiento no fracase

1. Mantener el flujo de caja saludable

En primer lugar, es indispensable comprender la importancia del flujo de caja. Este consiste en un reporte financiero que permite mostrar a detalle los egresos y los ingresos del negocio en un periodo de tiempo. Tener un mal control de los flujos de caja puede ocasionar que no se cuente con la suficiente solvencia para cubrir el pago de proveedores, colaboradores y créditos, ni sea posible prevenir futuras necesidades. 

Por esta razón, es vital monitorear las salidas y entradas de dinero, manteniendo la información siempre actualizada. Tener una visión completa y realista de la disponibilidad de nuestros recursos a corto y largo plazo nos ayudará a tomar decisiones más certeras.

2. Apegarse a un plan 

Si recibimos algún crédito no debemos utilizarlo para otra cosa que para el objetivo principal. Es importante que nos sujetemos a una planificación e irla ajustando de acuerdo con las necesidades económicas del momento. A su vez es importante seguir un calendario, es decir, respetar los plazos marcados para cumplir con nuestros compromisos financieros. De lo contrario, es posible que adquiramos nuevas deudas imposibles de pagar. 

3. Financiar tu empresa anticipando las facturas

Los fondos de un negocio emergente son bastante limitados, por lo que es necesario acudir a métodos de financiamiento que no generen deudas adicionales. Una opción es el factoring, servicio mediante el cual podemos traspasar nuestras facturas impagadas y conseguir dinero inmediato por un monto aproximado a su valor.

Las facturas con periodos de pago extensos o que caen en morosidad por parte del cliente son elementos que pueden afectar nuestro flujo de efectivo. Por lo que, si no tenemos una estrategia de cobranza o alternativas para obtener liquidez, nuestras obligaciones pueden acumularse.

4. Aprovechar las ventajas que ofrecen los proveedores

Algunos proveedores ofrecen descuentos cuando cancelamos sus facturas antes de la fecha, por lo que si tenemos esta oportunidad hay que aprovecharla. En el caso de que no contemos con esta ventaja, entonces una estrategia para mantener estable los flujos de caja es esperar a la fecha límite para completar el pago. De esta forma, podremos reunir el capital necesario sin problemas. El factoring continúa siendo una buena alternativa, ya que permite saldar los pagos en tiempo para continuar la operatividad. 

5. Financiar las órdenes de compra

Si tenemos varias órdenes de compra, el servicio de ordering también pueden ayudar a financiarlas. Nos entregan el porcentaje requerido para pagar al proveedor y así iniciar el servicio o compra de productos asociados a esa orden de compra para que este se entregue y pueda facturarse posteriormente. Cuando se emiten las facturas de compra por parte del cliente, se financia la factura, rebajando el monto anticipado de la orden de compra y obteniendo el giro por la diferencia. Esto aplica solo cuando el cliente es fiable y con un alto poder adquisitivo, como el gobierno o las compañías trasnacionales es factible obtener financiamiento antes de emitirse la factura.No debemos tenerle miedo al «Valle de la Muerte», solo hay que llevar un adecuado control del flujo de caja y buscar alternativas accesibles de financiamiento. De esta manera, lograremos sobrellevar los primeros meses y alcanzar un emprendimiento exitoso.