¿Estás pensando en emprender?: Lo que necesitas saber

emprender un negocio

Tener un negocio propio implica mucho más que dedicar tiempo y dinero, se trata de elaborar un plan de vida para hacer lo que disfrutamos y conseguir solvencia económica. Invertir en nuestro proyecto puede ser un riesgo, por eso hay algunos aspectos que deberíamos tener claros antes de emprender para evaluar el panorama, planificar los pasos a seguir y lograr una empresa próspera. 

6 consejos si estás pensando en emprender

1. Es importante asegurar la demanda

Tal vez podemos tener una idea muy novedosa, pero no nos servirá de mucho si no existen personas interesadas en comprarla. Lo primero que debemos hacer es asegurarnos de que ahí afuera existe un mercado para nuestro producto o servicio, y para ello es de utilidad hacer evaluación de palabra clave, revisar reseñas y comentarios, investigar en qué países es tendencia, qué tipo de contenido ayuda a posicionarlo, etc, con el fin de detectar áreas de oportunidad. 

2. Debemos conocer a nuestros clientes

Al emprender un negocio, comprender las necesidades de los clientes puede ser aún más importante que conocer nuestro producto o servicio. ¿Cómo es el cliente? ¿Cuáles son sus gustos? ¿Con qué valores se identifica? Este tipo de preguntas nos ayudan a tener una idea de lo que el cliente espera de nuestra marca, y así lograremos hacerla más deseable, además de diferenciarla de la competencia. 

3. No necesitamos un gran capital

Los negocios no surgen de la nada y muchas veces los ahorros con los que contamos no son suficientes para solventar los primeros gastos de inversión. Sin embargo, pensar que necesitamos una gran cantidad de dinero para hacer realidad nuestro sueño de emprender es un mito, existen opciones como conseguir socios inversionistas, buscar el apoyo de fundaciones que apoyan a emprendedores o recurrir al crowdfunding, para obtener financiamiento. Además, hay alternativas que permiten tener liquidez inmediata, como el factoring, una vez que iniciamos operaciones. Este servicio nos ayuda a cumplir con nuestras obligaciones, y estar siempre en buenos términos con clientes y proveedores. 

4. Para emprender no hay edad 

El mundo de los negocios es realmente versátil y por esta razón a veces encontramos emprendedores muy jóvenes, así como personas mayores de 60 años que inician sus proyectos después de recibir su jubilación. Lo importante es mantenerse al día, estar familiarizados con los conceptos básicos, como marketing digital, B2B o B2C, entre otros, al igual que los procesos que todo negocio conlleva.  

5. La autodisciplina es la clave

Muchos soñamos con tener un negocio para ser nuestro propio jefe porque nos brinda independencia y crecimiento personal. Sin embargo, debemos ser conscientes de que tener una empresa trae consigo una serie de responsabilidades que exigen mucho orden y disciplina. Es importante respetar horarios, fijar fechas límite, llevar un control de las finanzas y cubrir tareas de comunicación y marketing. Es posible que necesitemos contratar personal o agencias especializadas para lograrlo.

6. Emprender es un reto constante

La vida nunca resulta exactamente como la planeamos y el camino de emprender un negocio no será la excepción. Tal vez creamos tener todo planeado para los próximos años, pero de pronto podrían presentarse situaciones inesperadas. Hoy lo vemos muy claro: nadie contaba con la pandemia de Covid-19 y muchos emprendedores han tenido que hacer una serie de cambios para mantener sus negocios a flote. Lo importante es no desanimarnos y seguir adelante.   

Emprender requiere nuestro compromiso y apertura para enfrentar lo que sea, por eso, toma en cuenta estos consejos antes de iniciar el camino.