¿Cómo financiar tu negocio con facturas electrónicas por cobrar?

El factoring electrónico es un mecanismo que permite a las empresas acceder a fuentes de financiamiento de facturas

El factoring electrónico es un mecanismo que permite a las empresas acceder a fuentes de financiamiento de facturas mediante la cesión de estos documentos electrónicos por cobrar.

El principio que rige este sistema es el mismo que utiliza el factoring tradicional, es decir, una empresa cede sus facturas pendientes a un servicio de factoraje a cambio del pago inmediato de una parte del importe por el que han sido emitidas.

La principal diferencia radica en que, en este caso, todo el proceso se lleva a cabo en línea y en conjunto con el sistema de factura electrónica establecido por el Servicio de Impuestos Internos (SII).

¿Cómo son cedidas las facturas electrónicas por cobrar?

Antes de realizar la entrega de las facturas, la empresa que requiere los servicios de factoring electrónico los solicita a través de Internet. A continuación, el factoring verifica la validez del documento en una base de datos compartida por todas las empresas del rubro.

De esta manera, se procede a la cesión mediante la página web del Sistema de Facturación Electrónica del cliente cualquiera sea este. En esta página se puede hacer una selección de las facturas y generar la cesión electrónica de las mismas con los respectivos comprobantes que lo acreditan.

¿Qué beneficios tiene el factoring en comparación a la autogestión de cobranzas?

Para las pymes el factoring no solo representa una de las más importantes fuentes de financiamiento de facturas, sino también un alivio importante en la carga de trabajo administrativo.

Esto debido a que los procesos de cobranza demandan muchas horas de trabajo y las empresas pequeñas y medianas no siempre cuentan con personal especialmente destinado a estos propósitos. Muchas veces, dedicar tiempo a la cobranza significa quitárselo a otras labores importantes propias del rubro al que se dedique cada empresa.

¿Cuáles son las principales ventajas del factoring electrónico?

Además de las ventajas propias del factoring para ayudar a las empresas a mantener un nivel de liquidez que les permita continuar funcionando- El factoring electrónico entrega protecciones adicionales al momento de evitar duplicidades y posibles fraudes.

Este sistema permite acceder a registros de verificación en línea para comprobar la validez de las facturas y revisar si han sido cedidas previamente a otras empresas de factoring. A lo anterior se suma que la tecnología de firma electrónica disminuye la posibilidad de falsificaciones en este tipo de documentos.

Los largos plazos que se deben esperar para hacer efectivo el cobro de las facturas, la imposibilidad legal de hacerlos obligatoriamente efectivos, sumado muchas veces a la falta de personal administrativo para dedicarse a labores de cobranza y la dificultad para acceder a créditos hacen que mantener un nivel de caja sea una tarea difícil para las pymes.

Frente a esta realidad en que la liquidez es fundamental para mantener operativas a las pequeñas y medianas empresas, el factoring electrónico es una excelente alternativa para financiar las operaciones de este tipo de negocios que trabajan diariamente para mantenerse y seguir creciendo.